Según informes, los EE.UU. han dejado caer la mayor bomba no nuclear en el arsenal del país en un área al este de Afganistán conocido por estar poblado de militantes del estado islámico.

El Pentágono confirmó que el ataque se llevó a cabo usando un arma de 21,000lb conocido en la Fuerza Aérea de Estados Unidos por su apodo MOAB, o “la madre de todas las bombas”.

Un reportero de la CNN, que rompió la noticia, dijo que la bomba estaba apuntando a los túneles y los combatientes de Isis en el distrito de Achin de Nangarhar.

En este video publicado por la cuenta de Twitter de CNN se puede ver el momento en que cae una bomba como la utilizada en Afghanistan hoy.

“La ataque fue diseñado para minimizar el riesgo a las fuerzas afganas y estadounidenses que llevan a cabo operaciones de limpieza en la zona para maximizar la destrucción de los combatientes e instalaciones de ISIS”, dijo el comunicado.

Los EE.UU. “Tomamos todas las precauciones para evitar bajas civiles con este ataque”, también dijo el comunicado.

El comandante estadounidense en Afganistán dijo que se usó dicha bomba ya que ISIS ha incrementado sus defensas.

“A medida que las pérdidas de ISIS han incrementado, están utilizando artefactos explosivos improvisados, búnkeres y túneles para espesar su defensa”, dijo el general del ejército John W. Nicholson. “Esta es la munición ideal para reducir estos obstáculos y mantener el impulso de nuestra ofensiva contra ISIS”.

No está claro si fue planeado bajo la administración de Obama o la administración de Trump.

El portavoz del Pentágono Adam Stump dijo que el plan de lanzar la bomba ha estado presente desde hace “unos meses”, y que la bomba había estado en el país por “algún tiempo”.

El Presidente Donald Trump no dijo si él autorizó el bombardeo, pero dijo que ha autorizado a los militares, lo que implica que los líderes militares de alto rango tenían la autoridad para usar la bomba.

Comentarios

Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here