Zimbabwe, un país ubicado al sur de África, con poco más de 12.236.805 de habitantes que actualmente lo lidera el comunista maoísta Robert Mugabe. Como ya sabemos, donde el comunismo llega, siembra miseria.

En este caso no hay excepción, el país tiene como promedio y esperanza de vida poco más de 34 años tanto como para la mujer y hombre. Zimbabwe queda como el país con la inflación más alta de mundo, claro, otros países tocándole los talones como lo es en el caso de la República Democrática del Congo, Guinea, Argelia, Burundi, Ruanda y Venezuela. Pero en este caso digamos que Venezuela ni se le acerca a la miseria reinante en dicho país.

¿EL PROBLEMA?
El principal problema de Zimbabwe es su gobernante, Robert Mugabe. Que significaría como el Stalin de nuestros días. Mugabe llega a Zimbabwe en 1980 como un “salvador” luchando contra el colonialismo, en su caso contra la mayoría blanca de Rodesia del Sur, que así se llamaba el país en aquel entonces.
Aunque no lo crean, Zimbabwe es rico en recursos naturales. Posee la segunda reserva mundial en Platino, y es muy rica en otros minerales. Hasta hace una década, era uno de los grandes productores agrícolas en África, con una inmensa capacidad exportadora. Las cataratas Victoria estaban entre los más grandes sitios turísticos más visitados de la región. Increíblemente, ya nadie se atreve a llegar allí. Como bien dice el dicho, el comunismo llega a un lugar y siembra miseria, para que reine en cada individuo en las calles.

LA MANSIÓN DE MUGABE Y SUS LEYES
Mugabe se ha creado su propia versión burguesa que acostumbraron tener sus antecesores blancos en el poder. En 2005, él y su esposa se mudaron a una lujosa mansión con 25 habitaciones, cuyo costo se estima entre los 10M de dólares americanos. Mientras, su pueblo sigue siendo arrasado por la miseria y el hambre. Según se dice que fue un regalo del gobierno chino, un recipiente de contratos mineros muy lucrativos.
A final de los 90, Mugabe promovió la invasión de fincas privadas en manos de colonos blancos. De las 4500 fincas que existían hace 8 años, solamente han sobrevivido 400, sin ser invadidas o expropiadas. Todas las demás destruidas constituían más de la mitad de tierra arable en el país.

INFLACIÓN ECONÓMICA
La culpa de la inflación económica es, por supuesto, de la oposición, de los comerciantes que elevan los precios de una forma insignificante​ para su propia supervivencia y de una conspiración capitalista e imperialista internacional pactada con el gobierno de Mugabe.

Ya que mencionamos la inflación, entremos en materia. Para finales del 2008, la inflación económica había llegado en Zimbabwe a los 230.000.000%.
Un periodista llamado Jon Lee Anderson, visitó el país el año pasado, contó que compró una botella de agua mineral en un supermercado y le costó el equivalente a 19$ americanos: 1.900.000.000.000,00 dólares de Zimbabwe.

GENOCIDIO BLANCO
El otro problema que también promueve Mugabe es el Genocidio Blanco, que en su frase cita:
“Nuestro partido debe seguir sembrando el miedo en el corazón del hombre blanco, nuestro peor enemigo!”
La purga para los blancos es el pan de cada día en Zimbabwe. En 1980, cuando Mugabe llega al poder, habían 200.000 blancos. Hoy la población va por 20.000 y desciende de una forma abrumadora.

ESPERANZA DE VIDA (TRAMPA-SIDA, África)
Volvamos al punto de la esperanza de vida. En 1990 la esperanza de vida en Zimbabwe era de 52 años. Ahora cae por los 34 años…
Zimbabwe es uno de los países donde la Trampa-Sida ha plantado la esperanza de vida por debajo de los 40 años. Los otros son Ruanda, Zambia, Malaui, Mozambique, Lesoto y Botsuana. Todo el centro y sur de África es castigado por el SIDA y agrupa a dos tercios de los hombres y mujeres infectados del planeta. El último año han muerto 2,3 millones de africanos y un dato para el futuro: 3,1 millones han contraído la infección.

Según la ONU en el mundo hay 600 millones de personas con discapacidad​ (el 10% de la población mundial), de las que 80 millones malviven en África.
Si se divide el mundo en 5 partes, de más libres a más reprimidos, los países del último quintil son africanos. Los países más reprimidos económicamente son: Zimbabwe, Myanmar, El Congo, Argelia, Venezuela, Burundi, Ruanda y Guinea.

¿QUIENES APOYAN A ROBERT MUGABE?
Actualmente el genocida maoísta de Mugabe cuenta oficialmente con el apoyo de los gobiernos de China, Venezuela y Gabón. Cabe destacar que China ha intentado recientemente vender armas al gobierno de Mugabe pero el país no abrió sus costas para el barco que la traía.

ADMIRADORES OCULTOS…
Obviamente, aunque hemos dicho los países que lo apoyan oficialmente, todo el mundo capitalista lo apoya, y han silenciado este genocidio como todos los demás del comunismo. Ya toca pedirle a Steven Spielberg o a algún otro productor multimillonario de Hollywood que haga una película sobre estos genocidios actuales y verídicos en lugar de seguir enriqueciéndose con películas exagerando las mentiras del holocausto ¿no creen?

Comentarios

Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here